12 abr. 2015

Monstruofic: Powerghouls - Peligro en el ciberespacio (Episodio 1)



Hola a todos. Soy Er Deivi y hoy domingo os traigo el primer capítulo de mi monstruofic "Power Ghouls - Peligro en el Ciberespacio", el fic que más votado en los comentarios (y el único). Como dije, estará protagonizado por Ghoulia Yelps y Slo Mo. Procuraré subir un nuevo episodio por semana, los domingos. Espero que sea de vuestro agrado. Sin ir más lejos, ¡Empezamos!

 
Capítulo 1. El nuevo videojuego

Ghoulia Yelps despertaba como cada mañana por el sonido de un despertador. Sir Hoots a Lot, su búho mascota, revoloteaba ululando para ayudar a despertarse a su dueña. De entre las sábanas surgía Ghoulia, una zombi muy inteligente.
La zombi bostezó mientras se ponía unas gafas con montura roja y se levantaba de la cama. Llevaba puesto un pijama blanco con manchitas rojas, con un par de líneas negras a ambos lados de la camiseta que se asemejaban a unos tirantes y un lacito rojo en la parte del cuello. Además, llevaba una faldita negra sobre los pantalones. Para completar su atuendo de dormir, llevaba un antifaz blanco con manchitas rojas, a juego con su pijama.

Ghoulia se aseó y poniéndose su ropa habitual se preparó para empezar un nuevo día en Monster High.
Subida en su zombimoto se encaminó en dirección a Monster High. Le gustaba circular por las calles a gran velocidad antes de ir a clase, aunque siempre respetaba las prioridades y los límites de velocidad.

Tras dar unas vueltas, vislumbró su instituto, y aparcó la zombimoto en un estacionamiento donde otros alumnos dejaban sus vehículos. Le puso una cadena de su invención a la moto (una que impidiera que Toralei se la volviese a robar) y fue a encontrarse con sus amigas, que ya la estaban esperando en la entrada del instituto.
- Hola Ghoulia, te veo de muy buen humor – dijo Frankie
Ghoulia asintió sonriendo. Entonces se sacó una revista de la mochila y le mostró a sus amigas una página en la que había un anuncio señalado con un rotulador.
- ¿Esta tarde sale a la venta un nuevo videojuego de Deadfast? – preguntó Clawdeen tras leerlo
- ¡Chispeante! – exclamó Frankie – ¡Con lo que a ti te gusta este superhéroe!
Ghoulia sonrió aun más. De todos los alumnos de Monster High, ella era la más aficionada a los comics de Deadfast, tanto que en sus ratos libres le gustaba dibujar en su cuaderno a este superhéroe, e incluso en su casa tenía una buena colección de merchandising sobre él: posters, figuras de acción, camisetas e incluso el único ejemplar del cómic numero 0, que iban a sortear en la Zombicon, y que apareció misteriosamente en sus manos un día que se quedó dormida en el exterior del instituto. Lo guardaba como su tesoro más preciado. No era pues de extrañar que estuviese al tanto de todas las novedades referentes al superhéroe zombi
- Yo he escuchado que este videojuego será uno de los lanzamientos más esperados del año – dijo Spectra entonces –. Te será difícil conseguir un ejemplar
Ghoulia gimió.
- Ah, que lo tienes reservado desde hace seis meses – dijo Frankie –. Se nota que eres muy previsora
- Pero lo que no se revela es de qué irá el videojuego – dijo Clawdeen, aun ojeando la revista –. Todo está tratado con el más absoluto secretismo
- Ni siquiera yo he logrado enterarme de nada – dijo Spectra –. Y eso que siempre me entero de todo
En ese momento sonó el timbre de entrada
- Será mejor que entremos en clase. Espero que puedas aguantar un poco más, Ghoulia – dijo Frankie
Ghoulia asintió, y se dirigió con el resto del grupo a las clases.
Pero aquel día Ghoulia estaba un poco distraída. Frankie notó que no intervenía en clase de Ciencia Loca tanto como era habitual, y que durante Lenguas Muertas pronunciaba con un tono dudoso. Parecía que a pesar de las clases no podía dejar de pensar en aquel videojuego que iba a comprar esa misma tarde.
Sin embargo, sí que estuvo atenta cuando más tarde se encontró con Slo Mo, su novio. El zombi venía de entrenar con el equipo de baloncesto y tan pronto como Ghoulia lo vio fue corriendo a abrazarle.
Él también era aficionado a Deadfast, aunque ni de lejos como Ghoulia. Por eso cuando la zombi le habló de ir esa misma tarde a comprar el videojuego, él no se lo pensó dos veces (ya sabemos que algunos zombis no piensan demasiado), y concretaron el plan para ir a la tienda.
Así pues, aquella tarde ambos fueron a la tienda de videojuegos del antro comercial. A pesar de que ese día sólo se iban a vender las unidades previamente reservadas, eso no impedía que se hubiera formado una larga cola de monstruos en la entrada. Podrían pasar incluso horas hasta que algunos obtuvieran su copia del juego. Pero eso a Ghoulia no le importaba. Había pasado bastante tiempo esperando la fecha de puesta a la venta, un poco más no sería un problema.
Ambos ocuparon su sitio y se dispusieron a esperar. Entonces llegó el momento de apertura de la tienda. Poco a poco empezó a avanzar la cola, muy lentamente, pero avanzaba.
Ghoulia estaba cada vez más emocionada. El esperado videojuego estaba a punto de caer en sus manos. Slo Mo le mostró el pulgar hacia arriba.
Entonces llegó el gran momento. Les llegó el turno a ellos. Ghoulia fue ilusionada. El dependiente les entregó la copia del videojuego que ella había reservado. Estaba cuidadosamente envuelta, y ella lo miró con admiración, incluso antes de abrirlo.
Tras pagar, ambos se marcharon a casa de Ghoulia. La zombi parecía más feliz que nunca por tener al fin el videojuego en sus manos.

Al día siguiente.
Frankie estaba reunida con Clawdeen y Spectra
--> ¿Creéis que le habrá ido bien con el videojuego? – preguntó Frankie
--> Seguramente – dijo Spectra –. Espero que cuando llegue nos cuente
--> Yo apuesto a que ha sido un juego tan emocionante que se ha pasado la noche jugando – dijo Clawdeen –. Y cuando llegue nos contará maravillas de él
--> Yo no estaría tan segura – dijo entonces una voz
Las tres se volvieron. Toralei estaba frente a ellas
--> ¿A qué te refieres, Toralei? – preguntó Clawdeen con cierto tono de molestia, ya que no le agradaba la presencia de la felina
--> Puedo aseguraros que Ghoulia no va a venir precisamente contenta – dijo Toralei, que al ver que Spectra iba a abrir la boca, añadió: –. Tengo mis fuentes
--> Mirad, por ahí viene Ghoulia – dijo Frankie –. A ver qué nos dice
Las cuatro vieron a la zombi llegar a clase. Tenía unas evidentes ojeras y una clara expresión de desagrado.

-CONTINUARÁ-

Esto es todo. Espero que os haya gustado el primer episodio. No he querido hacerlo excesivamente largo.
Aunque sé que el nombre en español de Deadfast es Superzombi, he preferido mantener los nombres originales en inglés, tanto este como el de las otras Powerghouls. A mi opinión quedan mejor.
Si os ha gustado el episodio, nos veremos la semana que viene con el próximo ¡Feliz domingo, amigos monstruosos!


4 comentarios :

  1. Sin palabras... ¡me encanta! <3

    La única pega, es q repites mucho los nombres en muy poco espacio de palabras. Por lo demás, está perfecto y espero con ganas el siguiente episodio jeje

    Un besooO

    ResponderEliminar
  2. Wow, me has dejado sin palabras! Simplemente magnifico! Quiero saber como continua ya!

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuarta (CUARTA!) vez que te pido que dejes de hacer publicidad de tu blog a través de los comentarios. Lee las normas por favor.

      Eliminar

¡Conoce a las Monster High Originales!

¡Conoce a las Monster High Originales!